Inmaculada

A las 5 de la madrugada, tras sumergirme y emerger repetidas veces en el traveling de tu mirada, el desgastado vértice de nuestros DNI aconseja que admitamos el clamor de la falsificación de nuestras palabras y regresemos a nuestras respectivas casas… como mochuelos a sus olivos…
Obedientes… tal vez vencidos… aceptamos que del suntuoso trajín entre nuestros cuerpos no queda más que el extrañamiento que desprenden las habitaciones recién desamuebladas…
Abandonas… abandono… abandonamos… no sé si el paraíso o el infierno, con la certeza de deshacerme de una incómoda presencia que me juzga sólo por lo torcido de mi coran..

Vuelvo a casa con firmes propósitos de abstinencia, cagándome en esta puta ciudad en la que en cada esquina alguien besa a alguien y todos los espejos de todos los aseos están siempre empañados… Así no hay manera… pasar a la acción y enmendarse es un auténtico suicidio…


Thu Apr 17. Si un servidor cae en medio de Internet y no hace ruido… ¿ha caído de verdad?… Si una empresa te deja sin servicio y no te da una explicación… ¿de verdad te han dejado sin servicio?.. ¿Es el último disco de Lapido un disco de Rock (además de una obra de arte)?… Y el de los Divago, ¿es simplemente perfecto?… En fin, preguntas, ustedes ya saben.

Disculpen las molestias, de haberlas, y después de este breve pero intenso parón esperamos volver a la (a)normalidad.


Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

14 thoughts on “Inmaculada”