• leer,  mirar

    catarsis

    El aire fresco de la última hora de la tarde trae el olor de la vegetación descomponiéndose con una lentitud parsimoniosa y el rastro del agua ligeramente estancada de la acequia. Son olores felices, me remiten a los aires de…

  • leer,  mirar

    copilotos

    Las cosas y su infinita capacidad para seguir haciéndote daño. A pesar del tiempo pasado, por encima de las vidas vividas, indiferentes a tanto ir y venir, a tanta pelea sin sentido. Ellas esperan pacientes como arañas zen, inertes hasta…

  • leer,  mirar

    ciento ochenta grados

    Una semilla que aterriza bocabajo girará ciento ochenta grados, raíz y tallo, hasta que se enderece. Pero una cría humana es capaz de saber que se encuentra mal posicionada y, aún así, considerar que merece la pena probar en esa…

  • leer,  mirar

    el hijo del diablo

    El hijo del diablo ha posado sus dedos largos y arrugados sobre mis labios y me ha susurrado, no te preocupes, ahora estamos juntos. Yo no te abandonaré. He recorrido la agenda de mi móvil desde la A hasta la…

  • leer,  mirar

    horizonte

    Me tranquilizan esas fotos en las que puedes colocar el horizonte a la altura del visor y despejar la toma de casi cualquier contenido. Alguien, algún profesor supongo, me dejó claro que ese tipo de fotos eran fotos sin contenido.…

  • leer,  mirar

    ¡vencer!

    El caudillo emite sonidos ahogados al masturbarse con la mano derecha mientras la izquierda, que sujeta una pluma estilográfica, tiembla sobre el papel contra el que firma las últimas sentencias de muerte apiladas sobre el pesado escritorio del despacho. Ese…