leer,  mirar,  otra vida

última noche en la ciudad


ultima noche en la ciudad
La última noche en la ciudad los teléfonos no dejaban de comunicar y no había nadie en ninguna parte, las calles estaban vacías, los coches parados. Todos escondidos, esperando algo que no acababa de llegar.

Y todo era extraño porque la noche anterior había soñado contigo y me decías que todo saldría bien justo antes de despertar.

La última noche en la ciudad la pasé en un hotel lleno de grifos que goteaban y cañerías que se desperezaban en medio de la noche con un ruido infernal. Yo estaba en medio de una cama enorme tapándome la cabeza con las sábanas y fingía que ya nada podría asustarme.

Hubo un incendio en alguna parte, eso lo recuerdo, con gente gritando y miles de luces de colores rompiendo la oscuridad. Desde mi ventana vi un edifico en llamas y pensé que eso debía ser una señal de algo cuya existencia desconocía pero que era muy importante.

Si hubieses estado aquí sé que me lo habrías explicado, como siempre hacías. Pero para entonces eras poco más que un recuerdo.

5 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.