leer,  monkey business

deMASiado

Es demasiado temprano para enfadarme porque nadie haya hecho café y alguien se haya fumado el último cigarrillo de anoche que sería el primero de hoy. Demasiado temprano para abrir el periódico y comprobar como los mandamases y la necedad marchan en filas de cuatro para llevarnos al peor de los mañanas. Demasiado temprano para que me bulla el alma y se me congele la razón corroborando que mi vecino alimenta al animal que lleva dentro todo Hombre, y que lo que debería tener en la cabeza lo tiene justo entre las piernas. Es demasiado temprano para vestirme con arreglo a las reglas del mercado común de donamancioortega y pretender darme el visto bueno cuando me mire al espejo.

Es simplemente demasiado temprano para querer hacer girar las manecillas de mi reloj al son del reloj del mundo.

Discúlpeme, jefe, si hoy me retraso.

13 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.