el gato Octavio

Desde aquel día todos los gatos machos de mi familia se llamaron Octavio. Octavio era el nombre de mi abuelo, que murió como se moría la gente entonces: en la casa en donde le nacieron y rodeado de los suyos. Todos los suyos, incluidos los niños a los que nadie…

el año en que conocimos la nieve

Éramos como dos gatos observando desde la ventana el desastre que se nos venía encima; juntábamos las cabezas, estirábamos perezosos nuestros cuerpos y dejábamos que los calendarios nos acechasen sin conjurar un motivo para la rebeldía. Todo cambiaría el año en que conocimos la nieve. Ese año decidimos que era…

causas y efectos

Cada noche, justo antes de dormirme, veo dos orejas picudas asomando a los pies de la cama. En cuanto apago la luz y me incorporo para dormir el felino da un salto, se mete entre las sábanas y empieza a ronronear mientras empuja mi costado con las patas delanteras. He…

pequeños incendios

El pelaje de cualquier minino, sometido al sol de la mañana, acaba provocando una combustión espontánea irremediable cuya gravedad depende del tiempo de exposición y la intensidad del sol en ese momento. Los resultados, con demasiada frecuencia, resultan fatales para los pobres felinos que desconocen las normas básicas de comportamiento…

mininos viajeros

Los gatos no viajamos, nos viajan. En cuanto vemos a nuestro humano acumular bolsos y mochilas corremos raudos a meternos en su interior para, simplemente, dejarnos llevar. Los gatos conservamos intacta la capacidad de ilusionarnos y cualquier sitio que llevemos dos días sin ver nos parece tan nuevo e interesante…

camuflaje

Los gatos son unas de las criaturas más díficiles de fotografíar debido a su habilidad para adquirir otras formas y colores. Es algo que poca gente conoce, pero esa es la explicación para que cuando creemos tenerlos perfectamente encajados en el visor de la cámara y disparamos la foto descubramos…

la esfinge

Cuando un perro mira a un humano no ve un pobre bípedo que se esta quedando calvo y arrastra una preocupante miopía. No, ve un ser superior, una fuerza incompresible proveedora de caricias juegos y alimentos, si te han repartido buenas cartas, o de castigos y violencia cuando te has…